En estas fiestas navideñas, la compañía de la familia y los amigos es la motivación principal. Muchos de estos encuentros se celebran en forma de banquete, en torno a una mesa, con la excusa de comer juntos. Por lo que, para que todos los miembros disfruten de la comida, es importante tener en cuenta los gustos y preferencias, pero también las necesidades y limitaciones que puedan tener las personas con problemas de masticación y/o deglución.

En el caso de las personas mayores con problemas de masticación y/o deglución, las principales dificultades en la alimentación pueden deberse a alteraciones de la dentición, problemas en la masticación, la pérdida en la capacidad de oler y saborear o problemas de deglución (para tragar).

Como consecuencia de todo ello, pueden perder el apetito, hacen peor la digestión y pueden sentirse más pesados. Asimismo, están más expuestos a atragantamientos. “En este sentido, la elección de los alimentos, la adaptación de las texturas, la forma de cocinado y la presentación es imprescindibles para alimentar de manera sana y equilibrada, pero también segura. Sin olvidar, otro aspecto imprescindible: el disfrute gastronómico”, destaca la directora de Sermade, Sara Guisado.

Propuestas de menú

Un menú equilibrado debe contener nutrientes variados. En las personas mayores son muy importantes las proteínas, que se encuentran en el huevo, la carne, el pescado, las legumbres o las legumbres. Pero también las verduras que aportan vitaminas y minerales esenciales. Por el contrario, es mejor evitar las grasas,  ya que, a estas edades, se tiene menos actividad física y el metabolismo suele quemar menos calorías.

  • De primero, las cremas, purés o sopas son una alternativa muy interesante para las personas mayores que tienen problemas de masticación. Aportan vitaminas y minerales, así como fibra y antioxidantes. También las sopas de pollo o de marisco, resultan interesantes porque añaden contenido en proteínas.
  • Para plato principal elige pescado, con cuidado de eliminar todas las espinas. ¿Qué te parece una merluza en salsa, lomos de bacalao, lubina o rape? También se puede optar por carne blanda o que se pueda desmenuzar bien, como el cordero. Los estofados pueden ser usa solución.
  • Como postre recomendamos las cremas frías de alguna fruta (como el mango, la naranja o frutos del bosque), el yogur casero, el flan o una mousse. Eso sí, se debe evitar añadir demasiado azúcar. También pueden tomar turrones. Los más apropiados son los turrones blandos y mejor si son bajos en azúcar.

Consejos para preparar comidas navideñas para personas con problemas de masticación o deglución

La directora de Sermade Sara Guisado ofrece algunos consejos para elegir bien los menús navideños para aquellas personas que tienen problemas de masticación o deglución:

  • Haz partícipe a la persona mayor de la elección del menú. Tomar comidas que le gustan favorece su apetito.
  • Si optas por incluir pescados en el menú asegúrate de eliminar bien todas las espinas.
  • Elige carnes blandas o que se puedan desmenuzar de forma fácil.
  • La incorporación de las frutas y verduras, que suelen ser más difíciles de masticar, puedes hacerlo a través de cremas, purés, mousse, pero también hervidas como acompañamiento. De este modo, se pueden chafar bien y tragar mejor.
  • Adapta la textura de las comidas a los diferentes problemas de masticación o deglución. La texturizaciónes una técnica que permite procesar los alimentos, es decir, espesar los líquidos o triturar los sólidos para conseguir una consistencia adecuada para que los mayores la puedan masticar o tragar bien.
  • En personas con problemas de disfagia también es muy importante la postura para comer de manera segura y evitar aspiraciones y atragantamientos. La persona debe estar sentada erguida con la cabeza inclinada hacia delante y la barbilla ligeramente hacia abajo.
  • Una limpieza oral exhaustiva después de comer es imprescindible en las personas con disfagia. Así se previene que cualquier resto que quede provoque un atragantamiento. Hay que cepillar los dientes correctamente y usar colutorios e hilo dental para eliminar todos los restos de alimentos que pudieran.